Tribunal Superior de San Gil revoca sanción económica contra la Alcaldía, Acuasan y la CAS

El  Tribunal Superior del Distrito Judicial de San Gil Sala Civil, Familia y Laboral  emitió fallo el pasado 18 de agosto en donde revoca la sanción económica  emitida por el Juzgado Segundo Civil de San Gil, que imponía una multa de 10 salarios  mínimos legales mensuales vigentes al Alcalde de San Gil,  al Gerente de Acuasan y a la directora de la CAS.

unnamed.jpg

De acuerdo con el Tribunal Superior de San Gil el Juzgado Segundo Civil del Circuito en San Gil había emitido esa sanción por  incumplimiento del fallo, ya que la anterior Administración Municipal, la CAS y Acuasan  tenía que fijar avisos visibles para la comunidad en cada uno de los puntos en donde se encuentran los vertimientos de aguas residuales en el río Fonce,  al igual Acuasan en conjunto con la CAS y la Alcaldía tenían que sellar la bocatoma de agua ubicada sobre el río Fonce, para evitar tomar  el agua que consumen los sangileños. El fallo en primera instancia señalaba que estas entidades tenían que presentar un plan de acción, con las medidas para mitigar la contaminación por parte de nuevas urbanizaciones.

 

Una vez se impuso la sanción, el actual Alcalde de San Gil Ariel Fernando Rojas Rodríguez que recibe esta problemática iniciando el gobierno, solicita una consulta ante el Tribunal Superior de San Gil, allegando las pruebas de los letreros instalados, el sellamiento de la boca toma, la firma del convenio con la CAS por de 375 millones de pesos para los estudios de los interceptores, y así descontaminar la margen derecha del río Fonce. Además la Administración Municipal de San Gil incluyó dentro del Plan de Desarrollo,  así como la Gobernación de Santander, y la CAS dentro de su plan de acción, la descontaminación del río, con la construcción de la planta de tratamiento de aguas residuales, entre otras estrategias que aportan a recuperar este afluente importante.

 

El Alcalde de San Gil Ariel Fernando Rojas Rodríguez señaló, “este fallo sale a nuestro favor en segunda instancia porque pudo determinar la justicia que cumplimos con lo ordenado, y nos tocó a nosotros con esta Administración porque esto venía del año 2009, y no se había hecho nada, y era algo injusto que el Alcalde de San Gil apenas ingresando asumiera una multa de algo que no se había hecho. Es importante señalar que el Gobierno Nacional por medio del Viceministerio de Aguas y Saneamientos incluyó al  río Fonce como una cuenca priorizada dentro del Plan Nacional de Desarrollo”.

 

En el artículo primero del fallo emitido por el Tribunal Superior de San Gil se revoca la sanción emitida por el Juzgado Segundo Civil de San Gil, de acuerdo con los razonamientos consignados en la motivación.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s